Emprendedores Financiación e Inversión

Si tu startup fuera un reality…. (2)

otogami financiacion

Seguimos con los vídeos de BBVA sobre Otogami de los que os hablamos en un post anterior. En esta ocasión nos gustaría hablar del capítulo dedicado a la financiación.

Ya hemos hablado otras veces en nuestro blog sobre financiación en startups:

Startups – Financiación y modelos de negocio

Aquí os dejamos el vídeo en el que Otogami se enfrenta a la financiación.

En este vídeo vemos una parte más personal de David, Jerónimo López, Yeray, Candela… Seguramente en tu empresa tienes perfiles muy parecidos (al menos te lo deseamos porque nos han parecido unas excelentes personas y mejores profesionales -el reality no nos permite conocerles mucho como personas y no tenemos el gusto de haberles conocido en persona-.)
Verás en el vídeo cómo surgió la idea de su negocio… te apasiona algo, apuestas por ello, ves la forma de rentabilizarlo a través de Internet y crees que trabajar en ello será la mejor idea del mundo. Se les nota apasionadoas y entregados en Otogami y luego en Runnics pero… llega un momento en el que la subvención o los ingresos que esperaban falla. Los ingresos se retrasan y eso puede ser un calvario para una nueva empresa.
Nos sentimos muy identificados con sus problemas, se trata de una compañía financiada por inversores privados hasta el momento en el que se ven en la necesidad de aumentar los ingresos entrantes. En el momento de necesitar más recursos (para que su negocio sea realmente viable) se encuentran con la necesidad de lanzar otra ronda de inversión.

Cualquier ampliación de capital requiere modificaciones en el pacto de socios, revisión del crecimiento de la empresa… Puedes aprender mucho viendo este vídeo así que te lo recomendamos encarecidamente.
Algunas citas que extraemos de este vídeo:

Con ese dinero pretendemos contratar a más gente y es lo que nos va a permitir pagar las nóminas  y los pocos gastos que tenemos de estructura durante un año.

 

He cambiado mi discurso. Ahora entiendo que los bancos no deberían entrar aquí.

 

Si el inversor te propone un pacto que te parece una auténtica locura, probablemente no sea el inversor con quien debas ir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *